Carta del Presidente

Carta del Presidente de la Fundación Carreras y el Instituto de Investigación contra la Leucemia Josep Carreras

Estimado/a visitante,

“No pararemos”

Nuestro lema es dinámico, nuestro objetivo firme y nuestra determinación incesante. Permítame explicarle por qué.

Me recuperé de una leucemia gracias al trabajo extraordinario de los profesionales de la salud que me cuidaron. Como muchos pacientes agradecidos, pude beneficiarme de la perseverancia de los científicos en la búsqueda de una cura para esta enfermedad. Algunos de los fármacos que tomé estaban en fases muy tempranas de administración a pacientes. Por eso, más allá del agradecimiento que cualquier ciudadano siente hacia estos grandes seres humanos dedicados a mejorar la vida de las personas, el fruto del trabajo de los investigadores se me hizo muy tangible e inmediato, y constaté en primera persona que sus efectos pueden significar la diferencia entre la vida y la muerte.

Por gratitud, junto con mi familia y un grupo eminente de investigadores, profesionales de diversos campos y emprendedores, en 1988 creé en Barcelona –mi ciudad natal− la Fundación Josep Carreras contra la Leucemia. A ésta le siguieron organizaciones hermanas en Seattle, Ginebra y Múnich. Desde entonces, nuestro planteamiento ha sido apoyar cualquier actividad necesaria en la lucha contra la leucemia que esté en nuestra mano financiar.

Así, en 1992 creamos en España el hasta entonces inexistente Registro de Donantes de Médula Ósea (REDMO). Otro gran hito fue para nosotros poder proveer la financiación para los primeros pasos de los bancos de sangre de cordón umbilical en Düsseldorf y Barcelona, pioneros en este campo y actualmente dos de los más importantes del mundo. En los últimos años, en este mismo campo hemos desarrollado una colaboración estable con el registro suizo de donantes de medula ósea (SBSC). Se han hecho grandes esfuerzos y se han destinado numerosos recursos para la creación y mejora de unidades de trasplante de medula ósea, tanto en Alemania como en España. El alojamiento gratuito para familias en difícil situación económicaque tienen que desplazarse lejos de sus hogares para recibir tratamiento y las subvenciones para asociaciones de pacientes y de padres de pacientes pediátricos forman son nuestros programas en el terreno social .

Desde nuestro nacimiento siempre hemos ofrecido ayuda económica a la investigación mediante la concesión de becas, la creación de cátedras y, principalmente, a través de ayudas a proyectos y fondos para la creación de laboratorios y de otras infraestructuras científicas. Son muchas las instituciones de todo el mundo que con sus destacadas contribuciones a la investigación nos inspiran y animan a seguir su ejemplo.Sin embargo, muchos pacientes mueren de leucemia. Muchos niños nos dejan prematuramente. Jóvenes padres y madres desaparecen dejando a sus familias con un vacío imposible de llenar. La gente mayor no puede disfrutar de una jubilación tranquila después de haber trabajado toda la vida. No se saben bien las causas de la aparición de la enfermedad. Los tratamientos tienen efectos secundarios muy severos.

Por ello, tenemos que hacer más. No podemos parar hasta que la leucemia sea una enfermedad totalmente curable. La creación del Instituto de Investigación contra la Leucemia Josep Carreras es una nueva manifestación del impulso que nos guía: la lucha constante hasta vencer a la enfermedad. Haremos todo lo que esté a nuestro alcance para conseguir nuestro objetivo.

Gracias a un equipo extraordinario de médicos y expertos en ciencias de la vida, al apoyo de la Generalitat de Catalunya y a la solidaridad de nuestros generosos donantes, nuestro Instituto es una realidad.

Deseo agradecerle su interés por nuestra institución e invitarle a unirse a nosotros en nuestra cruzada.

Josep Carreras